Diosas Falaces

Imagen

Tiempo de púas

La mañana te traicionó envolviéndote en un montón de saliva.

Tus labios luchaban a gatas sobre el suelo tratando de levantarse en vano.

No pediste ayuda ni llegó nadie.

Tu boca se pegó en la tierra como una costra en la herida,

como las arañas en el jersey inacabado de la abuela,

como las caléndulas que se adhieren a las manos de los muertos.

 

 

El tiempo se adhiere siempre a las lenguas, excepto la tuya: escamada y enhiesta,

como la piel curtida de los campesinos en Huamanga o como los minutos remanentes de mis dedos.

 

 

He perseguido tus escombros hasta nuestra antigua tierra, nuestra casa…

– Sube, vamos.

– No puedo.

– Entonces, durmamos.

– No puedo 

– Finjamos,  se nos da bien fingir. 

Anuncios

4 comentarios

  1. qué clima insoportable logras!

    Me gusta

    febrero 24, 2013 en 11:50 pm

    • ¿Debo decir gracias por el “Clima insoportable”?

      Me gusta

      febrero 25, 2013 en 11:22 am

      • estimo que SI

        Me gusta

        febrero 25, 2013 en 8:25 pm

      • claro que SI. -al menos para mí-… Precisas mas explicaciones?

        Me gusta

        febrero 25, 2013 en 9:20 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s